Connect with us

Internacionales

Alertan intención de vincular al periodismo con ataque a Cristina Fernández

Publicado

en

Argentina

La Asociación de Entidades Periodísticas Argentina (Adepa) alertó ese viernes sobre la intención de vincular la labor periodística con el intento de magnicidio a la vicepresidenta, Cristina Fernández.

"No contribuyen a la paz social, las manifestaciones de diversos dirigentes, e incluso de organismos estatales, en las que se intenta vincular, caprichosa y peligrosamente, la labor periodística con un hecho delictivo unánimemente repudiado", advirtió Adepa en un comunicado.

"Cuando con el pretexto de combatir discursos de odio se los promueve, apelando a la estigmatización de periodistas y medios, se está alimentando una escalada de consecuencias imprevisibles", agregó Adepa.

En cambio, señaló que "la hora reclama responsabilidad y sabiduría, que hagan posible el diálogo dentro de un contexto de convivencia civilizado".

Cristina Fernández fue atacada este jueves en las puertas de su casa, en el barrio capitalino de Recoleta, donde un hombre apuntó con un arma al rostro de la exmandataria (2007-2015) y engatilló dos veces, en medio de la vigilia permanente de seguidores kirchneristas que, desde el 22 de agosto, se instaló junto a su domicilio.

Adepa reiteró el "enérgico repudio" emitido tras el atentado contra la vicepresidenta y la exigencia de una "efectiva y diligente investigación policial y judicial que permita el esclarecimiento total y definitivo de lo ocurrido" en tanto condenó cualquier tipo de violencia que ensombrezca el ideal de convivencia política y diálogo ciudadano en Argentina.

El presidente argentino, Alberto Fernández, encabezó este viernes un encuentro en la sede del Ejecutivo con gobernadores, representantes sindicales, sociales, empresariales y de derechos humanos, donde advirtió que se debe poner fin "al discurso del odio mediático, porque son muy impresionante las cosas que se dicen", tras el atentado.

En tanto, el documento que se leyó para cerrar la multitudinaria marcha que se congregó en la Plaza de Mayo, frente a la Casa Rosada, para condenar el ataque apuntó contra los medios de comunicación y la oposición, mientras los manifestantes aplaudían y vitoreaban cánticos en defensa de la vicepresidenta.

Continue leyendo
Haz clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Internacionales

Los haitianos están más cerca de un estallido social

Publicado

en

“Normal”. A Lionel Simon no le preocupa el cólera. Su mayor inquietud son las bandas y …la cantidad de menores que portan armas. “No sabemos si la vida volverá a la normalidad”, declaró.

Puerto Principe, Haití

Los haitianos empezaron a perder el control de sus vidas el mes pasado, poco después de que el primer ministro Ariel Henry dijese que eliminaría los subsidios a los precios de los combustibles, que de inmediato aumentaron al doble.

Sonaron disparos y manifestantes bloquearon las calles con cercos de acero y árboles de mango. Acto seguido, la banda delictiva más poderosa de Haití cavó fosas para bloquear el acceso a la terminal de combustibles más grande del país, diciendo que no reabriría el paso hasta que renuncie Henry y los precios de los combustibles y de los productos básicos bajen.

El país más pobre del hemisferio occidental soporta una espiral inflacionaria que afecta enormemente a la gente y agrava las manifestaciones de protesta, que tienen a la sociedad a punto de estallar. Abunda la violencia y los padres tienen miedo de mandar a sus hijos a la escuela. Escasean los combustibles y el agua potable, en tanto que hospitales, bancos y tiendas de comestibles tienen problemas para permanecer abiertas.

El presidente de la vecina República Dominicana describió la situación de Haití como una “guerra civil de baja intensidad”.

La vida en Haití siempre es difícil, por no decir disfuncional. Pero la magnitud de la parálisis actual y de la desesperación no tienen precedentes.

La inestabilidad política se viene cociendo desde el asesinato del presidente haitiano el año pasado, que todavía no fue resuelto. Una inflación del 30% no hace sino agravar las cosas.

“Si no quieren entender, vamos a hacer que comprendan”, afirmó recientemente Pierre Killick Cemelus, sudando mientras trataba de seguir el paso de miles de manifestantes.

Gasolina bloqueada

El depósito de gasolina bloqueado por los delincuentes no funciona desde el 12 de septiembre. Tiene unos 40 millones de litros (10 millones de galones) de diésel y gasolina, y más de 3.2 millones de litros (800,000 millones de galones) de kerosene. Muchas gasolineras han cerrado y otras se están quedando rápidamente sin combustibles. La escasez de combustible obligó hace poco a los hospitales a reducir sus servicios e hizo que cerrasen las empresas que distribuyen agua. A bancos y tiendas de comestibles les cuesta permanecer abiertos por la falta de combustibles –y los precios exorbitantes–, que hacen casi imposible que los trabajadores se presenten a sus empleos.

El litro de gasolina cuesta casi ocho dólares en el mercado negro de Puerto Príncipe y más de nueve en las zonas rurales. La gente camina kilómetros para conseguir comida y agua porque el transporte público es muy limitado. “Hay un caos total en Haití”, dijo Alex Dupuy, sociólogo de la Wesleyan University nacido en Haití. “Hay bandas que básicamente hacen lo que quieren, donde quieren y cuando quieren, con total impunidad, porque la policía no está en condiciones de controlarlas”,

Agregó que Haití es “en términos generales una sociedad que no funciona” y que el gobierno de facto de Henry “no parece inquietarse demasiado por el caos y probablemente se beneficie de él”.

Sepa más

Alex Dupuy, el experto en Haití, dijo que es poco probable que Henry renuncie dado que no hay presiones internacionales para que lo haga. Expresó que no hay solución a la vista: “¿Cuánto tiempo más puede resistir este punto de ebullición?”.

Continue leyendo

Internacionales

Corea del Sur y EEUU disparan misiles después del ensayo norcoreano

Publicado

en

Corea del Sur

Corea del Sur y Estados Unidos dispararon el miércoles cuatro misiles en respuesta al lanzamiento de un proyectil norcoreano que sobrevoló en la víspera el territorio japonés, indicó el ejército surcoreano.

Equipada con armas nucleares, Corea del Norte lanzó el martes un misil de alcance intermedio por encima de Japón por primera vez desde 2017, lo que llevó a las autoridades niponas a ordenar la evacuación de sus residentes.

Los ejércitos surcoreano y estadounidense respondieron con el lanzamiento de dos misiles de corto alcance cada uno que "golpearon con precisión un blanco virtual" en el mar de Japón, también conocido como mar del Este, indicó el Estado Mayor Conjunto de Seúl.

Las maniobras "demostraron la habilidad y la preparación para neutralizar el origen de la provocación mientras mantienen una posición de monitorización constante", señaló en el comunicado.

El ejército también confirmó que un misil surcoreano falló poco después del disparo y estalló sin causar víctimas.

El martes, aviones de caza estadounidenses y surcoreanos habían desplegado un ejercicio de bombardeos en el mar Amarillo.

Los ejercicios querían "asegurar que tenemos las capacidades militares listas para responder a las provocaciones del Norte si se llega a esta situación", dijo a la CNN el portavoz del Consejo de Seguridad Nacional de Estados Unidos, John Kirby.

"No deberíamos llegar a eso. Hemos dejado claro a Kim Jong Un que estamos dispuestos a sentarnos sin condiciones previas. Queremos ver la desnuclearización de la península de Corea", añadió.

"No ha mostrado ninguna predisposición a moverse en esa dirección y, siendo bastante francos, se mueve en la dirección opuesta al continuar realizando ensayos de misiles, que son violaciones de las resoluciones de Consejo de Seguridad" de la ONU, continuó.

El último ensayo de Pyongyang se suma a una serie récord de pruebas armamentísticas del aislado régimen comunista, que reciente revisó sus leyes para declarar "irreversible" su estatus de potencia nuclear.

El presidente estadounidense, Joe Biden, y el primer ministro japonés, Fumio Kishida, condenaron "en los términos más fuertes" el último disparo.

El presidente surcoreano, Yoon Suk-yeol, lo calificó de "provocación" y abogó por una "firme respuesta".

 

Maniobras militares conjuntas

La última vez que Pyongyang había disparado un misil por encima de Japón fue en 2017, en medio de un periodo de alta tensión entre el líder norcoreano, Kim Jong Un, y el entonces presidente estadounidense, Donald Trump.

Con su disparo del martes, Corea del Norte ha lanzado cinco misiles en los últimos diez días.

Este frenesí de pruebas coincide con la intensificación de la cooperación militar entre Seúl, Tokio y Washington en la zona, que el viernes desplegarán sus primeras maniobras submarinas trilaterales en cinco años.

Y la semana pasada, Corea del Sur y Estados Unidos realizaron ejercicios navales a gran escala.

Estas maniobras enfurecen a Pyongyang, que las entiende como ensayos para una hipotética invasión del país.

Como muestra de esta creciente cooperación, la vicepresidenta estadounidense, Kamala Harris, visitó la semana pasada Japón y Corea del Sur y aprovechó el viaje para trasladarse a la zona desmilitarizada que divide la península de Corea.

El ejército estadounidense dispone de 28.500 soldados apostados en Corea del Sur para ayudarla a protegerse del Norte.

En los últimos meses, autoridades surcoreanas y estadounidense han advertido que el régimen de Kim Jong Un prepara un nuevo ensayo nuclear, que sería el séptimo desde 2006 y el primero desde 2017.

Continue leyendo

Internacionales

“Bolsonarismo” se fortalece tras comicios presidenciales

Publicado

en

Cifras. El mandatario pisó los talones al favorito, Luiz Inácio Lula da Silva, al obtener 43% de los sufragios, frente al 48% de rival izquierdista.

Río de Janeiro, Brasil

La primera vuelta de las presidenciales en Brasil mostró que el bolsonarismo, movimiento ultraderechista nacido hace apenas unos años con su líder Jair Bolsonaro, está bien implantado en el mayor país de América Latina, opinan analistas.

Contradiciendo las encuestas, el mandatario pisó los talones al favorito, Luiz Inácio Lula da Silva, al obtener 43% de los sufragios, frente al 48% de rival izquierdista.

Además, sus aliados obtuvieron resultados inesperadamente elevados en las elecciones legislativas y a gobernadores celebradas paralelamente.

Bolsonaro obtuvo 1,7 millones de votos más que en la primera vuelta de 2018, una marca que el mandatario dijo haber logrado “contra todo y contra todos” este lunes en Twitter.

“Esta elección demuestra cuán arraigado está el movimiento conservador en Brasil. Incluso si Bolsonaro termina dejando la presidencia (perdiendo en la segunda vuelta contra Lula), el bolsonarismo se mantendrá”, pronosticó en una columna en el diario Folha de S. Paulo la socióloga Angela Alonso, de la Universidad de Sao Paulo.

“Más a la derecha”

Las elecciones de 2018 ya habían sido marcadas por una ola ultraconservadora, atribuida principalmente al rechazo al Partido de los Trabajadores (PT) de Lula, manchado por escándalos de corrupción.

Aunque también a factores más coyunturales, como la circulación masiva de falsas informaciones o la cuchillada que Bolsonaro recibió durante la campaña, que disparó su popularidad.

Pero los resultados del domingo muestran que el bolsonarismo no “fue solo un rayo en el cielo azul, es decir, alguien que ganó por circunstancias de todo tipo”, dijo Jairo Nicolau, politólogo de la Fundación Getulio Vargas, al portal Nexojornal.

Bolsonaro logró mucho más que capear las crisis que marcaron su mandato, como su negacionismo ante la pandemia que mató a 686,000 personas en el país o la disparada de la pobreza y el hambre en el país.

Sepa más

Conservadurismo.

Nicolau Jairo dijo a que “una pequeña parte de los brasileños es extremista, pero el bolsonarismo es sobre todo un movimiento de expresión del conservadurismo del país”, en reemplazo de partidos tradicionales de centroderecha como el PSDB, del expresidente Fernando Henrique Cardoso (1995-2001).

Continue leyendo

Internacionales

Biden: “Estoy comprometido con Puerto Rico”

Publicado

en

San Juan, Puerto Rico

El presidente estadounidense Joe Biden prometió “reconstruirlo todo” tras llegar ayer lunes a Puerto Rico para evaluar los daños causados ??por el huracán Fiona, mientras decenas de miles de personas continúan sin luz dos semanas después del paso de la tormenta.

“Estoy comprometido con esta isla”, dijo después de recibir un informe de las autoridades locales, reconociendo que Fiona fue tan sólo el más reciente de una serie de desastres que han azotado Puerto Rico en los últimos años.

“Los puertorriqueños son un pueblo fuerte”, subrayó Biden. “Pero aun así, han tenido que lidiar con mucho, más de lo necesario, y no han recibido ayuda en el momento oportuno”.

El huracán Fiona dejó sin electricidad a la isla de 3,2 millones de habitantes, 44% de los cuales vive bajo el umbral de la pobreza.

“Lo que pasó con este huracán es que a pesar de que era de categoría 1, en términos de agua era como de categoría 4”, señaló el gobernador de Puerto Rico, Pedro Pierluisi, a Biden.

Electricidad restablecida

La electricidad se ha restaurado para aproximadamente el 90% de los 1,47 millones de clientes, pero más de 137.000, la mayoría en el sur y el oeste de la isla, siguen sin el servicio. Otros 66.000 clientes continúan sin agua potable.

El clima seguía siendo tempestuoso mientras Biden ofrecía declaraciones. Los truenos retumbaban y los relámpagos destellaban a la distancia.

“No quiero que el titular diga: ‘Biden trae tormenta a Puerto Rico’”, bromeó. “Así que tal vez tenga que acortar esto un poco”.

Continue leyendo

Internacionales

Haití no da señales de frenar caos, saqueos y destrucción

Publicado

en

Al pesado malestar sociopolítico se le agrega ahora la amenaza de que el brote de cólera se extienda y complique más la vida de la población más marginada del empobrecido país.

Santo Domingo, RD

Haití vivió ayer otro día de protestas en Cabo Haitiano, Carrefour, Pétion-Ville, Jérémie y Grand’ Anse, asistencia parcial a clases, una aparente calma en Puerto Príncipe, en Delmas, Saint-Marc, Gonaives, Cayes e Hinche, temores por brote de cólera y asesinaros de policías y líderes de bandas.

Miles de personas se manifestaron en Cabo Haitiano para denunciar la inseguridad, el aumento de los precios y la falta de combustible, y exigir la renuncia del primer ministro Ariel Henry.
Durante la jornada fue asaltada y saqueada una tienda de Valerio Canez, en la Rue 13-14 A, cargando con  electrodomésticos

No suspenderán clases 

Pese a las advertencias del jefe pandillero “Barbecue” a la población, de evitar salir a las calles  cuando inició el año escolar, el gobierno declaró que no habrá prórroga a la docencia, aunque espera este será “un momento difícil” .

Mientras tanto, la Conferencia de Religiosos de Haití, en una carta dirigida a los responsables de las escuelas de la congregación dijo haber aplazado la reapertura de clases y suspender la docencia online.

La asistencia a clases fue muy baja. El comercio se mantuvo cauteloso. Pocos abrieron sus puertas, por temor a los saqueos que siguen el rítmo de las protestas.

Tratamiento de cólera

La Organización Mundial de la Salud y la Organización Panamericana de la Salud anunciaron la entrega de más de 2 toneladas de insumos y material médico a Médicos sin Fronteras, para establecer un centro que podrá recibir a 50 pacientes y dar tratamiento de cólera en la comuna de Cité-Soleil.

Caen dos jefes de bandas  

Fuerzas de policía mataron en Croix–des-Bouquets, una comuna del departamento Oeste, al líder de una banda que opera en la localidad La Tremblay, identificado como “Galaxy”.

Durante el operativo en el que fue abatido el líder pandillero también cayó “Nader”, uno de sus más fieros asociados al delito en Haití.

Fundación pide seguir ejemplo dominicano

La Fundación Lorquet por un Nuevo Haití (Folohna) apeló a la reflexión de sus conciudadanos, tras exhortarles a optar por un país “habitable” siguiendo el ejemplo de los dominicanos, de quienes dice “han elegido el diálogo, el progreso y la modernidad en lugar de la anarquía, el subdesarrollo y la degradación”.

Al calificar de “gravísima” la situación de crisis que vive Haití, la Fundación pide que se detenga “este espantoso espectáculo” y “dejemos de matarnos como el escorpión” mientras aún hay tiempo para evitar lo peor, porque “no beneficiará a nadie”.

Canadá preocupada

El gobierno de Canadá manifestó su “profunda preocupación” por el impacto humanitario que genera la escasez de combustible en Haití.

Sébastien Carrière, embajador del país norteamericano en Puerto Príncipe, manifestó, en un mensaje colgado en su cuenta de la red social Twitter, declaró que las autoridades canadienses alentaban a los haitianos a hacer “esfuerzos que puedan resolver este problema lo antes posible. Vidas dependen de ello”.

Todo bien en la frontera 

Tranquilidad en la frontera

El corresponsal en Dajabón, William Estévez, informó ayer que ese espacio fronterizo está en  tranquilidad y el mercado binacional no tuvo problemas en sus operaciones. El Ejército sigue atento en sus labores de vigilancia. Igual ocurre en Pedernales.

Los haitianos cruzan sin inconveniente a comprar sus productos, aunque menos fluido debido a las protestas que se realizan en ese país.

Sepa más

Dos policías asesinados  

Jude Désir, un agente de la promoción 30 de la policía, fue asesinado a tiros en Nazon, en la capital haitiana. Estaba asignado a la subcomisaría de Croix-des-Bouquets.

Este es el segundo crimen contra agentes del orden en las últimas 48 horas. Antes, fue abatido Harold Alabré, agente de la Unidad General de Seguridad de Palacio Nacional.

Continue leyendo

Internacionales

Retornan a Colombia los negociadores del ELN en La Habana

Publicado

en

La Habana

La Delegación de Diálogos del Ejército de Liberación Nacional (ELN) de Colombia informó este domingo que regresa a su país desde La Habana, donde permaneció los últimos años tras la interrupción de las negociaciones con el Gobierno.

"En el día de hoy con el acompañamiento de los países garantes: la República de Cuba, el Reino de Noruega y la República Bolivariana de Venezuela, se ha procedido al retorno de la Delegación de Diálogos con seguridad y garantías", refiere el comunicado divulgado por el ELN.

El grupo guerrillero considera que "esta es una victoria de la razón y del Derecho Internacional" y criticó el "propósito de perfidia" del Gobierno del expresidente de Colombia, Iván Duque.

El Ejecutivo de Duque, a su juicio, "buscó no sólo burlar las obligaciones contraídas con el ELN, y con la comunidad internacional", sino también con Cuba como país sede de las conversaciones.

Añade su agradecimiento a los países garantes de los diálogos de paz "por su acompañamiento" y su "coherente defensa de los principios jurídicos internacionales", y en particular a Cuba por su "plena hospitalidad".

Los últimos diálogos con el ELN comenzaron en febrero de 2017 en Quito, desde donde fueron trasladados a La Habana al año siguiente.

Poco después quedaron estancados al inicio del Gobierno de Duque (2018-2022) y congelados definitivamente tras un atentado de esa guerrilla contra la escuela de la policía en Bogotá en enero de 2019, donde murieron 23 personas y cerca de un centenar resultaron heridos.

Con la llegada del nuevo gobierno que encabeza el presidente Gustavo Petro se reactivaron los diálogos de paz con el ELN, que quedaron detenidos en Cuba desde 2019.

El Gobierno de Colombia y el ELN oficializaron el pasado 12 de agosto la reanudación de las negociaciones de paz, durante una visita a La Habana de una delegación del Ejecutivo colombiano encabezada por el canciller Álvaro Leyva.

Una semana después el presidente Petro anunció la suspensión de las órdenes de captura y extradición contra los negociadores de la guerrilla del ELN) que estaban en Cuba.

Continue leyendo

Internacionales

El cólera vuelve a amenazar Haití tras confirmarse un caso en la capital

Publicado

en

Puerto Príncipe

El Ministerio de Salud Pública y Población de Haití (MSPP) informó este domingo sobre un posible nuevo brote de cólera en el país tras confirmarse un caso de la enfermedad en el barrio Savanne Pistache-Decayette, en el corazón de Puerto Príncipe.

La información se hizo pública en una nota emitida por la institución a raíz de los persistentes rumores que circulaban sobre los casos sospechosos recibidos en varios hospitales y centros sanitarios del país.

"El MSPP cuenta con la colaboración de la población mientras toma las medidas necesarias para contener este brote: búsqueda activa de casos similares en la comunidad, gestión de casos y respuesta comunitaria", indicó el MSPP.

CASOS SOSPECHOSOS

Se han notificado varios casos sospechosos de cólera en barrios humildes, como Cité-Soleil y Martissant, que sufren un intenso conflicto armado entre bandas armadas, en un contexto marcado por el agravamiento de la crisis sociopolítica y económica en Haití.

"Sí, tenemos casos de diarrea y vómitos, pero no podemos hablar de cólera", señalaron fuentes de Médicos Sin Fronteras (MSF) al confirmar que han recibido pacientes un cuadro sintomático que encaja con la enfermedad, pero hasta el momento no corroboran que se trate de cólera.

El doctor William Pape señaló a Efe que es consciente de que personas han fallecido en sus domicilios tras sufrir diarrea y vómitos agudos acompañados de deshidratación, "pero para estar seguros de que es cólera necesitamos un diagnóstico de laboratorio".

Pape, que durante la última década ha estado al frente de la lucha contra el cólera, está a la espera de los resultados del análisis de las muestras que se han enviado al Laboratorio Nacional de Salud Pública (LNSP).

Debido al deterioro de la situación de seguridad, con la multiplicación de las guerras entre bandas y los secuestros, principalmente en barrios pobres, la gente vive en condiciones inhumanas y se ve obligada a beber agua no apta para el consumo humano.

Además, los casos de diarrea infecciosa causados por diferentes gérmenes pueden aumentar en épocas de sequía, cuando el agua potable escasea, o en épocas de lluvia, cuando esta agua está contaminada, apuntó el médico.

Las medidas a adoptar para prevenir el contagio del cólera son "lavarse las manos, beber sólo agua tratada y evitar las verduras crudas o lavarlas con agua clorada antes de consumirlas", dijo Pape.

EL CÓLERA SE ERRADICÓ EN 2019

Haití sufrió una epidemia de cólera meses después de producirse el terremoto de 2010, enfermedad importada por los cascos azules de Nepal que formaron parte de la Misión de Estabilización de las Naciones Unidas en Haití (Minustah).

El cólera infectó a 520.000 personas y provocó la muerte de al menos 7.000, plaga que no fue totalmente controlada hasta 2019, y las víctimas de la epidemia, abandonadas por las autoridades, siguen exigiendo justicia y reparación a las Naciones Unidas.

CONTEXTO DE CRISIS Y VIOLENCIA

Este caso confirmado de cólera y los pendientes de confirmación se revelan en un momento en el que la comunidad internacional aboga por una intervención militar de la ONU en Haití para, supuestamente, contribuir a hacer frente a la situación de violencia en la que se encuentra, secuestrado por bandas armadas que se disputan el territorio.

Con el bloqueo de la terminal petrolera por parte del líder de la coalición armada conocida como el G9, el ex policía Jimmy Cherisier, la escasez de combustible persiste en el país, aumentando su precio en el mercado negro e incrementando el costo de productos de primera necesidad.

Ante esta situación, los hospitales y centros de salud de la capital y de las ciudades de la provincia se han visto obligados a cerrar servicios y reducir su horario de trabajo.

En los últimos días se han celebrado reuniones entre diferentes instituciones que trabajan para hacer frente a lo que constituiría una emergencia sanitaria, justo en un momento en el que la situación de seguridad en el país se deteriora y se multiplican las manifestaciones antigubernamentales que exigen la salida del primer ministro, Ariel Henry.

Continue leyendo

Internacionales

Bolsonaro y Lula disputarán presidencia en una segunda vuelta tras reñida votación

Publicado

en

Brasil

Los dos principales candidatos a la presidencia de Brasil se verán las caras en una segunda vuelta luego de que ninguno de ellos logró suficientes votos el domingo en unas elecciones que decidirán si el país devuelve a un izquierdista al timón de la cuarta democracia más grande del mundo o mantiene a un derechista en el cargo durante otros cuatro años.

Tras haberse escrutado el 98,8% de los votos de la jornada electoral del domingo, el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva sumaba 48,1% de los sufragios, por 43,5% del actual mandatario Jair Bolsonaro. La autoridad electoral de Brasil dijo que dicho resultado hace que la segunda vuelta entre los dos candidatos sea una certeza matemática.

Otros nueve candidatos participaron en la elección presidencial, pero sus números son mucho menores que los de Bolsonaro y Lula.

Lo reñido de los comicios resultó una sorpresa, ya que los sondeos de opinión previos a la elección le daban a Lula una sólida ventaja. El último sondeo de Datafolha, publicado el sábado, registró una intención de voto de 50% para Lula, por 36% para Bolsonaro. Se entrevistó a 12.800 personas, con un margen de error de más/menos 2 puntos porcentuales.

“Esta ajustada diferencia entre Lula y Bolsonaro no se preveía”, señaló Nara Pavão, profesora de ciencias políticas en la Universidad Federal de Pernambuco.

Carlos Melo, profesor de ciencias políticas en la Universidad Insper de Sao Paulo, dijo que “es demasiado pronto para profundizar, pero esta elección muestra que la victoria de Bolsonaro en 2018 no fue un evento aislado”.

Bolsonaro tuvo un buen desempeño en la región sureste de Brasil, que incluye los estados altamente poblados de Sao Paulo, Río de Janeiro y Minas Gerais, de acuerdo con Rafael Cortez, quien supervisa el análisis de riesgos políticos en Tendencias Consultoria

“Las encuestas no captaron ese crecimiento”, señaló.

El mandato de Bolsonaro se ha distinguido por su retórica provocadora, su presión sobre instituciones democráticas, su criticada gestión de la pandemia de COVID-19 y la deforestación más grande en la selva amazónica en 15 años.

Pero ha formado una base de partidarios con su defensa de los valores familiares tradicionales, su rechazo a la corrección política y presentándose como un protector de la nación ante políticas de izquierda que, según dice, erosionan la libertad personal y provocan inestabilidad económica.

Marley Melo, un comerciante de 53 años en la capital Brasilia, acudió a votar desde temprano llevando el amarillo de la bandera brasileña que Bolsonaro y sus partidarios usan en sus marchas. Melo afirmó que votaría otra vez por Bolsonaro y que no creía en las encuestas que lo muestran en segundo lugar.

“Las encuestas pueden ser manipuladas, son de compañías que tienen sus intereses”, afirmó.

La lenta recuperación económica aún no se ha hecho patente para los más pobres, y 33 millones de brasileños pasan hambre pese al aumento de la asistencia pública. Como varios de sus vecinos latinoamericanos que lidian con una alta inflación y un gran número de personas excluidas del empleo formal, Brasil sopesa un giro a la izquierda.

Bolsonaro ha cuestionado de forma reiterada la fiabilidad no sólo de los sondeos, sino de las máquinas de voto electrónico. Los analistas temen que haya sentado las bases para rechazar los resultados.

En un momento dado, Bolsonaro afirmó tener pruebas de fraude, pero nunca presentó ninguna, ni siquiera después de que la autoridad electoral le marcara un plazo límite para hacerlo. También dijo apenas el 18 de septiembre que si no ganaba en primera ronda, algo debía ser “anómalo”.

Lula, de 76 años, fue un obrero metalúrgico que salió de la pobreza para llegar a la presidencia, y se le reconoce la creación de un amplio programa de prestaciones sociales durante su mandato entre 2003 y 2010 que ayudó a elevar a decenas de millones de personas a la clase media.

Pero también se le recuerda por la implicación de su gobierno en escándalos de corrupción que involucraban a políticos y ejecutivos de empresas.

Las propias condenas contra Lula por corrupción y lavado de dinero le supusieron 19 meses de prisión, y lo dejaron fuera de la campaña presidencial de 2018 en la que según los sondeos tenía ventaja sobre Bolsonaro. El Supremo Tribunal Federal anuló posteriormente las sentencias contra Lula con el argumento de que el juez no había sido imparcial y se coludió con la fiscalía.

Nadja Oliveira, una trabajadora social de 59 años, dijo que votó por Lula y que asistió a sus mitines antes, pero que desde 2018 ha votado por Bolsonaro.

“Desafortunadamente el Partido de los Trabajadores nos decepcionó. Había prometido que iba a ser distinto”, manifestó Oliveira en Brasilia.

Otros, como Marialva Santos Pereira, estuvieron más dispuestos a perdonar. Pereira, de 47 años, dijo que votaría por Lula por primera vez desde el 2002.

“No me gustaron los escándalos en su primer gobierno y dejé de votar por el Partido de los Trabajadores. Pero ahora sí voy a votar por ellos, porque creo que Lula fue encarcelado injustamente y porque Bolsonaro es un presidente tan malo que todos los demás parecen mejores”, manifestó.

Tras votar en São Bernardo do Campo, el corazón industrial del estado Sao Paulo donde fue líder sindical, Lula recordó que hace cuatro años estaba preso y no pudo votar.

Bolsonaro creció en una familia de clase media-baja antes de entrar en el ejército. Entró en la política tras ser expulsado del ejército por propugnar abiertamente por que se subiera el salario de los militares. Durante sus siete periodos en la cámara baja del Congreso expresó a menudo su nostalgia por las dos décadas de dictadura militar en el país.

Sus gestos hacia las fuerzas armadas han causado preocupaciones de que algún posible rechazo de los resultados electorales pueda contar con el apoyo de oficiales de alto rango.

El sábado, Bolsonaro compartió mensajes en las redes sociales de líderes derechistas extranjeros que lo elogiaban, como el expresidente estadounidense Donald Trump, el ex primer ministro israelí Benjamin Netanyahu y el primer ministro húngaro Viktor Orbán.

Tras votar en Río de Janeiro el domingo por la mañana y portando una camiseta con los colores de la bandera brasileña, Bolsonaro dijo a periodistas que “las elecciones limpias deben ser respetadas” y que la primera ronda será decisiva. Cuando se le preguntó si respetaría los resultados, alzó el pulgar y se fue.

Leda Wasem, de 68 años, no tenía dudas de que Bolsonaro será reelegido. Mientras votaba en Curitiba vestida con una camiseta del equipo nacional de fútbol, aseguró que si Lula ganaba sería por fraude.

“No me lo voy a creer. Donde yo trabajo, en los lugares donde yo voy todos los días, ni una sola persona está a favor de Lula”, declaró.

Continue leyendo

Trending